50 lugares qué ver en Brujas espectaculares.

Índice de contenidos

La mayoría de viajeros que acuden a Brujas lo hacen a través de un tour de un día o medio día desde Bruselas u otras ciudades europeas. No obstante, yo os animo a que le dediquéis por lo menos una noche, no solo por la cantidad de atractivos que tiene, sino porque así podréis visitarla sin las masificaciones que suele haber durante el día en temporada alta. Es por eso que me he animado a realizar este post de los 50 lugares qué ver en Brujas en el que os muestro los lugares más imprescindibles y otros menos conocidos de una de la ciudades más bonitas del continente europeo.

Si 50 lugares os parecen excesivos, o no disponéis de un mayor número de días para poder visitar todos los lugares que aparecen en está lista, a continuación os dejo otros artículos en los que he ido quitando lugares de interés no tan imprescindibles. Decir también que en cada artículo se quitan 10 lugares que aparecían en el post anterior, pero que las descripciones de los sitios que continúan en los posts con menos lugares son las mismas.

50 lugares qué ver en Brujas
50 lugares qué ver en Brujas

50 lugares qué ver en Brujas

1. Minnewater

Comenzamos este post de los 50 lugares qué ver en Brujas con Minnewater.

La parte central y más importante del parque más popular de Brujas, el Minnewaterpark, es el Minnewater. Su origen se remonta al siglo XII, cuando tras una fuerte tormenta que hubo en Brujas, surgió un canal natural llamado Zwyn, que conectaba la ciudad con el mar. Desde entonces, el lago fue utilizado como depósito para controlar el nivel de agua de los canales y fue el lugar de encuentro de pequeñas embarcaciones. No obstante, la gran afluencia de barcos mercantes que llegaban a Brujas obligó a acondicionar las orillas del canal hasta convertirlo en un puerto que funcionó hasta que en el siglo XVI los sedimentos imposibilitaron seguir navegando por el canal. Entre los años 1977 y 1979 se hizo una profunda renovación que ha llegado hasta la actualidad.

Además de los distintos puntos de interés que yacen en el parque, como la Poertoren, el Bargebrug, el Minnewaterbrug, o algunos restos de las antiguas murallas, también podréis disfrutar en el lago con los cisnes blancos que lo habitan y que son preciosos.

Minnewater
Minnewater

2. ‘t Zand

Proseguimos este post de los 50 lugares qué ver en Brujas con la que es probablemente la plaza más moderna de la ciudad, ‘t Zand.

‘t Zand es en la actualidad la plaza más grande de Brujas. No obstante, este enclave lleva en la ciudad desde el siglo XII. Más tarde, aquí se ubicaron las dos primeras estaciones de Brujas (en el año 1838 se construyo la primera y en el año 1886 la segunda). Cuando se demolió la segunda, en el año 1948, adquirió su nombre actual. La función de la plaza ha evolucionado mucho a lo largo de los siglos; desde ser un teatro político en el siglo XIII, hasta ser el mercado de ganado flamenco más importante en el siglo XVIII, pasando por ser la plaza de la estación en el siglo XIX. En la actualidad la plaza vuelve a ser la sede de un mercado semanal, el mercado de los sábados.

Tras la destrucción de la segunda estación, se convirtió en una plaza abierta. Posteriormente, en el año 1978, comenzó la construcción del túnel y el estacionamiento debajo de ‘t Zand se completó en 1982. Por último, entre 2016 y 2018 se hizo un renovación que le dio su aspecto actual y que la hizo totalmente peatonalizada. En el lado más próximo al centro encontraréis diversos restaurantes y a uno de los lados uno de los edificios más destacables de Brujas, el Concertgebouw Brugge.

't Zand
‘t Zand

3. Leeuwbrug

Uno de los puentes menos conocidos y que más fue de mi agrado por la tranquilidad del mismo fue Leeuwbrug.

Este puente, que cuenta con la particularidad de que está compuesto por dos leones de piedra que miran hacia el Campanario de Brujas, está envuelto en un entorno que no te hace pensar que estés en una ciudad, sino que te envuelve en medio de la naturaleza. Por debajo podrás observar el transcurso del canal Speelmansrei, que es parte de las primeras murallas de la ciudad de Brujas. Además conviene destacar que este puente conocido en español como «Puente del León» cuenta con una notable importancia, puesto que aparece un león en el escudo de armas de la ciudad de Brujas.

Si queréis saber la ubicación exacta del puente o cualquier otra información práctica seguro que la encontraréis en la Guía Leeuwbrug.

Leeuwbrug
Leeuwbrug

4. Dijver

Seguimos este listado de los 50 lugares qué ver en Brujas con Dijver.

Dijver da nombre a uno de los canales más bonitos de Brujas y a la calle que va paralela. Es uno de los canales más transitados por las barcas de Brujas y uno de los más populares, ya que es el encargado de unir dos de los puntos imprescindibles de la ciudad; la Church of Our Lady Bruges y el Rosary Quay. El puente más importante atravesado por el canal es el Nepomucenusbrug, y desde el mismo, se obtiene una espectacular perspectiva del Campanario de Brujas. Asimismo, también se puede fotografiar la torre Church of Our Lady Bruges junto con el canal, generando una de la estampas más bonitas de Brujas. Por último, hay que destacar que en la Dijver, además de las numerosas tiendas de souvenirs, se encuentra el Groeningemuseum, el museo de arte más famoso de Brujas.

Dijver en el post de los 50 lugares qué ver en Brujas
Dijver

5. Walplein

Una de las plazas que no aparece en ninguna guía de la ciudad y que más me sorprendió fue la Walplein.

Esta ciudad plaza repleta de terrazas de restaurantes significa en español «Plaza de la muralla» y, aunque hay diversas versiones, se cree que se llamó así por la proximidad a las primeras murallas de la ciudad, que se construyeron en el año 1127. En el siglo XIX, la plaza se caracterizó, entre otras cosas, por la presencia de tenerías y tintoreros azules. De la misma manera, desde el siglo XVI en esta plaza y sus alrededores ha habido numerosas cervecerías. En la actualidad queda la única cervecería en la plaza que sigue activa, De Halve Maan, la cual fue fundada en 1856 por León Henri Maes, y ya va en la sexta generación de cerveceros.

Si queréis saber la ubicación exacta o cualquier otra información práctica, seguro que la encontraréis en la Guía Walplein.

Walplein en el post de los 50 lugares qué ver en Brujas
Walplein

Si necesitáis cualquier otra información acerca de Brujas, seguro que la encontraréis en esta Guía de Brujas

6. Koning Albert I – Park

Continuamos este listado de los 50 lugares qué ver en Brujas con Koning Albert I – Park.

Durante un siglo, por este enclave era por donde entraba el tren a la ciudad, ya que la estación se encontraba en la próxima ‘t Zand. No obstante, la estación se desmanteló de la plaza en el año 1948 y eso provocó que este parque se creara al término de la Segunda Guerra Mundial. A principios de 2018, comenzó una renovación en el parque, que se materializó con la creación de una fuente. Es muy recomendable pasear por el parque para disfrutar de la tranquilidad del mismo y otro de los puntos más destacables es la Estatua del Rey Alberto I.

Si queréis saber la ubicación exacta o cualquier otra información práctica, seguro que la encontraréis en la Guía Koning Albert I – Park.

Koning Albert I - park en el post de los 50 lugares qué ver en Brujas
Koning Albert I – Park

7. Simon Stevinplein

Otra de las plazas que más me cautivaron de Brujas fue Simon Stevinplein.

Esta plaza que se encuentra en pleno epicentro del Steenstraat Quarter cuenta con una de las estatuas más importantes de la ciudad, la de Simon Stevin (matemático nacido en Brujas considerado el padre de los números negativos por ser la primera persona que los aceptó como resultado de ecuaciones algebraicas). Hasta 1819, se encontraba aquí el «Westvleeshuis» o lo que se traduciría como Gran Matadero de Brujas, que pertenecía al gremio de los carniceros. Hoy en día es una plaza bastante animada que da a la calle más bonita de la ciudad, Steenstraat, que cuenta con numerosos establecimientos hosteleros y desde la que se puede obtener una interesantes vistas de la Church of Our Lady Bruges.

Simon Stevinplein en el post de los 50 lugares qué ver en Brujas
Simon Stevinplein

8. Sint – Amandsstraat 

Proseguimos este post de los 50 lugares qué ver en Brujas con Sint – Amandsstraat.

Esta vía adoquinada y peatonal, que fue mencionada por primera vez en el año 1297, es una de las más populares si buscáis Dónde comer en Brujas. Asimismo, es una calle sumamente fotogénica por las fachadas de las casas que la componen y es una de las vías de entrada y salida de la plaza más espectacular de la ciudad, Grote Markt.

Sint - Amandsstraat en el post de los 50 lugares qué ver en Brujas
Sint – Amandsstraat 

9. Park Kruisvest

Otro de los parques más bonitos e imprescindibles de visitar en Brujas es el Park Kruisvest.

Este parque, que recorrer paralelamente el transcurso del Rio Zwyn, se encuentra en el punto en el que se encontraba parte de las segundas murallas de Brujas, las que se construyeron en el año 1297. Hoy en día es uno de los mejores paseos que se puede hacer si nos queremos alejar de la zona más turística de Brujas, ya que aquí podremos apreciar increíbles perspectivas y cuatro molinos antiguos; el Sint – Janshuismolen, el Koeleweimolen, el Bonne – Chièremolen y el Nieuwe Papegaai. Asimismo, aquí yace la puerta de entrada y salida más importante de Brujas, la Kruispoort.

Si queréis saber la ubicación exacta de uno de los lugares menos conocidos y más bonitos de Brujas, os dejo toda la información en la Guía Park Kruisvest.

Park Kruisvest en el post de los 50 lugares qué ver en Brujas
Park Kruisvest

10. Langerei

Langerei es sin lugar a dudas otro de los canales más bonitos de una de las ciudades más importantes de la región de Flandes.

Este canal, que conecta con otro de los más bonitos de la ciudad y del que os hablaré más tarde, Spiegelrei, es otro de las más fotografiables de Brujas. Os animo a a recorrer la calle Potterierei, ya que desde la misma es desde la que mejor perspectiva se obtiene del canal con las casas típicas de Brujas y la Sint – Walburgakerk. Por último deciros que Spiegelrei fue uno de los centros portuarios más populares de Brujas en el siglo XII y que para llegar al mismo, las embarcaciones pasaban por Langerei.

Langerei en el post de los 50 lugares qué ver en Brujas
Langerei

11. Vlamingstraat

Continuamos este artículo de 50 lugares qué ver en Brujas con Vlamingstraat.

Vlamingstraat es sin lugar a dudas uno de los puntos más fotogénicos de Brujas. Desde esta calle, que da a la Grote Markt, se obtiene una increíble perspectiva del Campanario de Brujas. De la misma manera hay que destacar que en la vía se encuentra uno de los edificios más infravalorados de la ciudad, el Koninklijke Stadsschouwburg. Por último deciros que sobre todo en la parte más próxima a la plaza más importante de la ciudad hay numerosos comercios y restaurantes.

Vlamingstraat
Vlamingstraat

12. Sint Jakobskerk

Una de las iglesias más desconocidas y majestuosas de Brujas es Sint Jakobskerk.

Esta iglesia se construyó durante el transcurso del siglo XIII. Más tarde, entre los años 1457 y 1512, se llevaron a cabo remodelaciones y ampliaciones bastante notables. Pasaron los siglos y se siguieron haciendo cambios, hasta que entre los años 1893 y 1895 se realizó una restauración diseñada por el arquitecto Karel De Wulf, que le dio gran parte del aspecto de estilo gótico temprano que tiene en la actualidad.

En el interior encontraréis un estilo barroco batánate marcado y diversas obras de arte. Sin embargo, conviene mencionar que buena parte del mobiliario y los tesoros de la iglesia se perdieron cuando los iconoclastas destruyeron completamente la iglesia en 1580.

Horarios
  • Todos los días: De 13:00h a 17:00h

Si queréis saber el precio o cualquier otra información práctica, seguro que la encontraréis en la Guía Sint Jakobskerk.

Sint Jakobskerk
Sint Jakobskerk

13. Bonne – Chièremolen

Bonne – Chièremolen es un lugar que no te esperas encontrar en una ciudad, pero que no podía faltar en este post de los 50 lugares qué ver en Brujas.

En la actualidad yacen cuatro molinos en la ciudad de Brujas y, aunque más tarde en este post os mostraré el más reseñable, conviene destacar también este, que fue construido en 1844. No obstante, en el 1903 el molino fue derribado por una violenta tormenta y parte del molino terminó en el canal. Por lo que en el año 1906 se reconstruyó y por su característico color blanco es uno de los puntos que debéis visitar en el Park Kruisvest.

Si queréis saber la ubicación exacta o cualquier otra información práctica os la dejo en el post de la Guía Bonne – Chièremolen.

Bonne - Chièremolen
Bonne – Chièremolen

14. Bargebrug

Uno de los puentes más distintos y bonitos de Brujas es Bargebrug.

Al igual que otros edificio de la ciudad como el Concertgebouw Brugge, este puente fue construido en 2002 con motivo de que la ciudad fue seleccionada como “Brujas, capital cultural de Europa 2002“. Su característico color rojo y su estilo moderno contrasta con el resto de puentes de la ciudad. No obstante, no se encuentra en el centro histórico de Brujas, sino que se encuentra en el interior del Minnewaterpark. Por lo que el entorno es totalmente distinto y no rompe con la idiosincrasia de la ciudad. Si acudís en un Tour Guiado a Brujas desde otra ciudad, lo más seguro es que sea el primer lugar que os encontraréis, ya que los autobuses paran en un parking próximo.

Si queréis saber dónde se encuentra o cualquier otra información práctica os la dejo en el post de la Guía Bargebrug.

Bargebrug en el post de los 50 lugares qué ver en Brujas
Bargebrug

15. Vismarkt Brugge

Proseguimos este listado de los 50 lugares qué ver en Brujas con uno de los lugares más distintos, la Vismarkt Brugge.

La Vismarkt Brugge, también conocida en español como la Lonja de pescado, fue construida en 1821. Anteriormente, hasta 1745, la lonja de pescado estaba situada en la Grote Markt. Sin embargo, por el mal olor la lonja se trasladó al enclave en el que se encuentra en la actualidad y que en su momento se utilizaba como punto de venta de maíz. La construcción realizada entre los años 1820 y 1821 consistía en 126 columnas situadas formando un rectángulo al aire libre. Posteriormente, en 1852, las mesas de venta originales de madera fueron reemplazadas por los bancos de venta de piedra que vemos en la actualidad.

Hoy en día por las mañanas de miércoles a sábado sigue en funcionamiento, lo que le convierte en el pabellón de pescado más antiguo que queda en Bélgica. Además algunas tardes, suelen venderse artesanías.

Si queréis saber dónde se encuentra y cualquier otra información práctica, seguro que la encontraréis en la Guía Vismarkt Brugge.

Vismarkt Brugge en el post de los 50 lugares qué ver en Brujas
Vismarkt Brugge

Si necesitáis cualquier otra información acerca de Brujas, seguro que la encontraréis en esta Guía de Brujas

16. Meebrug

Otro de los puentes que no podéis dejar de visitar en una de las ciudades más importantes de la región de Flandes es Meebrug.

Este puente construido durante el siglo XIV no tiene nada de especial en lo que a su estructura se refiere. Sin embargo, es un puente atravesado por uno de los canales más bonitos de la ciudad, Groenerei y por tanto el entorno es precioso. De la misma forma, justo enfrente se encuentra el Peerdenbrug, otro puente de estructura similar, pero que fue realizado en el siglo XVI.

Os animo a recorrer toda esta zona por la tarde, a la hora del atardecer. De esta manera, además de poder obtener fotografías mágicas por la increíble luz que os acompañará, podréis disfrutar de la calma y la tranquilidad que seguramente no habréis encontrado en todo el día por culpa de los tours que masifican la ciudad durante el día.

Meebrug en el post de los 50 lugares qué ver en Brujas
Meebrug

17. Huidenvettersplein

Una de las plazas con más ambiente y que no puede no estar en este artículo de los 50 lugares qué ver en Brujas es Huidenvettersplein.

Esta plaza que está prácticamente cerrada y que está plagada de restaurantes es uno de los rincones que no os podéis perder si acudís a Brujas. Es un enclave que está situado entre la Vismarkt Brugge y el Rosary Quay y que se la conoce en castellano por la Plaza de los Curtidores.

Huidenvettersplein es un enclave que durante el siglo XIV fue utilizado por curtidores de pieles, como zona de trabajo y lugar de reunión. Más tarde, en el siglo XV, se acabó la elaboración del cuero a causa del mal olor, pero la plaza conservó la sede del oficio y su nombre. Hasta 1920, Huidenvettersplein se utilizó como un pequeño mercado de pescado (era la gente común la que compraba allí sus provisiones, la gente más rica iba a la Vismarkt Brugge).

Asimismo hay que destacar que, aunque después la Segunda Guerra Mundial fue un hotel, se desmanteló y hasta la década de 1970 los coches podían aparcar en la plaza. Por último, en el cuarto cuarto del siglo XX, con la llegada del turismo, la plaza ya se convirtió en lo que es hoy en día con numerosos restaurantes y tiendas de souvenirs (en los dos extremos de la plaza podréis observar taquillas para comprar los tickets de los paseos en barca por los canales de Brujas).

Si queréis saber la ubicación exacta o cualquier otra información práctica os la dejo en el post de la Guía Huidenvettersplein.

Huidenvettersplein en el post de los 50 lugares qué ver en Brujas
Huidenvettersplein

18. Eleonora Verbekehof

Una de las joyas ocultas de Brujas y que no mucha gente vista es Eleonora Verbekehof.

Eleonora Verbekehof es una pequeña plaza escondida que se encuentra junto al Hospital de San Juan y desde la que se obtienen unas increíbles vistas de dos de los tres monumentos más altos de la ciudad; la Church of Our Lady Bruges (122.5 metros) y Catedral de Brujas (99 metros). Sobre todo destaca la imponente torre de la Church of Our Lady Bruges, ya que el enclave dedicado a una monja que, durante el siglo XVIII, dirigía la farmacia del Hospital de San Juan y apuntaba todo tipo de fórmulas medicinales, se encuentra justo al lado.

Si queréis saber la ubicación exacta o cualquier otra información práctica os la dejo en el post de la Guía Eleonora Verbekehof.

Eleonora Verbekehof en el post de los 50 lugares qué ver en Brujas
Eleonora Verbekehof

19. Poertoren

Seguimos este post de los 50 lugares qué ver en Brujas con Poertoren.

Esta torre de 18 metros de altura que se encuentra en el interior del Minnewaterpark fue construida en el año 1397 como torre de defensa. La torre sobrevivió y desde 1477 se transformó en un lugar de almacenamiento de pólvora (de ahí que hoy en día se denomine en español “Torre de la Pólvora”). En la actualidad cuenta con ocho metros de diámetro y está situada justo al lado del Minnewaterbrug. Por último me gustaría mencionar que la torre también se ha utilizado como molino y que entre los años 1989 y 1991 la torre fue restaurada según un diseño del arquitecto A. Cottyn.

Poertoren en el post de los 50 lugares qué ver en Brujas
Poertoren

20. Noordzandstraat

Noordzandstraat es sin lugar a dudas una de las calles comerciales más importantes de Brujas.

Esta calle peatonal que une “t” Zand con la Grote Markt es una de las más interesantes si sois amantes de las compras. Aquí encontraréis bastante ambiente, ya que yacen comercios locales y marcas de ropa nacionales e internacionales. Además también hay alguna cafetería o restaurante y si la recorréis de Grote Markt hacia “t” Zand os animo a que giréis de vez en cuando la cabeza a la izquierda, ya que por los huecos de las calles se puede observar el Campanario de Brujas y la Catedral de Brujas (si hacéis el recorrido en dirección contraria, tendréis que girar la cabeza a la derecha).

Si queréis saber la ubicación exacta o cualquier otra información práctica os la dejo en el post de la Guía Noordzandstraat

Noordzandstraat en el post de los 50 lugares qué ver en Brujas
Noordzandstraat

21. Begijnhof

Continuamos este listado de los 50 lugares qué ver en Brujas con uno de los lugares más visitados de Brujas, el Begijnhof.

Este beaterio de Brujas, construido en 1245, forma parte, junto con el resto de los beguinajes flamencos, del Patrimonio de la Humanidad de la Unesco. Los beguinajes eran comunidades autónomas de religiosas de Europa del Norte en los que vivían mujeres que se dedicaban a la vida religiosa sin hacer los votos de pobreza necesarios para ser monja y sin recluirse en un convento. Además hay que destacar que, los edificios que los conforman y que en su mayoría estaban construidos alrededor de una plaza arbolada, comprenden no sólo las instalaciones domésticas y monásticas, sino también los talleres utilizados por la comunidad.

Centrándonos en este en concreto, se pueden observar una treintena de casitas de beguinas de color blanco, que en su mayoría datan de los siglos XVI, XVII y XVIII, y que rodean una plaza que cuenta con enormes árboles. Para acceder al recinto, atravesareis una portada del año 1776 y ya una vez dentro podréis observar el entorno en el que reina el silencio. Asimismo, en el interior yace un pequeño museo que tiene un coste de 2€ y dónde se explica la historia y tradiciones de las beguinas. Por último comentaros que, a pesar de que la última beguina falleció en 2013, el begijnhof está habitado desde hace décadas por las monjas benedictinas procedentes del convento de Wijngaard.

Horarios
  • Todos los días: De 06:30h a 20:30h

Si queréis saber el precio o la ubicación exacta, os dejo toda la información práctica en el post de la Guía Begijnhof.

Begijnhof
Begijnhof

22. Mariabrug

Uno de los puentes por el que pasaréis sí o sí durante vuestra estancia en Brujas es Mariabrug.

Este puente atravesado por numerosas barcas se encuentra al lado del Hospital de San Juan y es uno de los mejores enclaves para observar la majestuosidad de la Church of Our Lady Bruges. Como podréis leer a lo largo de este post, la mayoría de puentes de Brujas no merecen la pena por la construcción en sí, sino por el entorno en el que se encuentran y en este caso ocurre lo mismo, ya que si anteriormente os decía que a un lado está situado el Hospital de San Juan, justo en el otro se obtiene una fascinante perspectiva de las cuidadas casas que dan al canal.

Mariabrug
Mariabrug

23. Sint – Annakerk

La Sint – Annakerk no es la iglesia más espectacular de Brujas, pero fue una grata sorpresa y de ahí que la haya incluido en este post de los 50 lugares qué ver en Brujas.

Esta iglesia que no se encuentra en pleno centro de la ciudad, fue construida en 1496. No obstante, la imagen de la misma que podemos observar hoy en día data del siglo XVII, concretamente fue realizada entre los años 1611 y 1621. Pese a que desde el exterior lo que más destaca es la torre central y su estilo gótico tardío, lo cierto es que la parte más espectacular se encuentra en el interior, el cual es de estilo barroco y cuenta con pinturas de Jan Garemijn y la pintura más grande de Brujas. Por último deciros como anécdota que el poeta Guido Gezelle fue bautizado en esta iglesia el 1 de mayo de 1830 y también hizo su primera comunión.

Horarios
  • Todos los días: De 13:00h a 17:00h

Si queréis saber la ubicación exacta o cualquier otra información práctica os la dejo en el post de la Guía Sint – Annakerk.

Sint - Annakerk
Sint – Annakerk

24. Jan van Eyckplein

Sin lugar a dudas una de las plazas que no os podéis perder en esta ciudad Patrimonio de la Humanidad es la Jan van Eyckplein.

Esta plaza, que da al canal Spiegelrei, era en su momento de máximo esplendor un puerto muy popular en el que se reunían comerciantes de toda Europa y que era uno de los puntos más importantes de la ciudad, ya que justo al lado se encontraba la Lonja de Brujas (Poortersloge). Hoy en día esta plaza se caracteriza por las impresionantes fachadas de las casas que la conforman, por el ambiente de las cafeterías y las tiendas y sobre todo por la estatua del famoso pintor Jan van Eyck. Una estatua que anteriormente era de mármol, pero se cambió en 1878 por la actual. Además conviene destacar que la plaza tal y como la conocemos en la actualidad es del siglo XVIII (aunque la mayoría de los edificios se restauraron en el siglo XIX) y que en la misma yace una antigua casa en la que vivió Jan van Eyck.

Si queréis saber dónde se encuentra o cualquier otra información práctica os la dejo en el post de la Guía Jan van Eyckplein.

Jan van Eyckplein en el post de los 50 lugares qué ver en Brujas
Jan van Eyckplein

25. Sint – Janshuismolen

Otro punto que no suele aparecer en muchas Guías de Brujas es el Sint – Janshuismolen.

Este molino de viento que se encuentra en un punto algo alejado del centro de la ciudad y que fue construido en el año 1770 es el único de los cuatro molinos de viento de la ciudad en donde se sigue moliendo el grano. Asimismo conviene destacar que hubo un molino anterior en el enclave que fue construido en el año 1550, pero se derrumbó alrededor de 1744. Por último deciros que también es el único molino de la localidad que se puede visitar y que fue fuertemente renovado en 2001, puesto que a la ciudad le dieron el galardonado de “Brujas, capital cultural de Europa 2002“.


Horarios
  • Del 3 de noviembre al 31 de marzo:
    • Cerrado
  • Del 1 de abril al 2 de noviembre:
    • De martes a domingo:
      • Mañanas: De 09:30h a 12:30h
      • Tardes: De 13:30h a 17:00
    • Lunes: Cerrado
Precios
  • Entrada General: 5€
  • Jóvenes de 18 a 25 años: 4€
  • Jóvenes de 13 a 17 años: 2€
  • Menores de 13 años: Gratis
  • Museumpassmusées (Abono anual para casi 230 museos de Bélgica): Gratis
  • Musea Brugge Card: Gratis

Si queréis saber la ubicación exacta o cualquier otra información práctica os la dejo en el post de la Guía Sint – Janshuismolen.

Sint - Janshuismolen en el post de los 50 lugares qué ver en Brujas
Sint – Janshuismolen

Si necesitáis cualquier otra información acerca de Brujas, seguro que la encontraréis en esta Guía de Brujas

26. Oostmeers

La calle que recorreréis de la estación de tren al centro de Brujas es una de las más fotogénicas de la ciudad y se llama Oostmeers.

Esta vía adoquinada, pero que sí que es transitada por coches, destaca por dos factores; En primer lugar las cuidadas fachadas de las casas de colores (predominan las rojas) que la conforman y en segundo lugar las impresionantes perspectivas que se obtienen de la torre de la Catedral de Brujas y de la Church of Our Lady Bruges (dependiendo en la parte de la calle en la que os encontréis, podréis divisar o una torre u otra).

Oostmeers en el post de los 50 lugares qué ver en Brujas
Oostmeers

27. Koninklijke Stadsschouwburg

Uno de los edificios que más me fascinaron de Brujas fue el Koninklijke Stadsschouwburg.

Este edificio que se encuentra en pleno centro de la ciudad fue construido en 1869 y es uno de los teatros y salas de conciertos más importantes de la capital flamenca occidental. Además está considerado como uno de los teatros municipales mejor conservados de Europa. Para que se pudiera llevar a cabo esta construcción de estilo neorrenacentista, 150 residentes perdieron sus hogares, ya que se demolieron 46 edificios medievales, se cambió el orden de las calles y se construyó una nueva plaza de teatro.

Hoy en día tiene una capacidad para unos 700 espectadores y como anécdota hay que decir que en 2005, las imágenes de la sesión de fotos con 2000 personas desnudas que Spencer Tunick realizó aquí, dieron la vuelta al mundo.

Si queréis saber la ubicación exacta o cualquier otra información práctica os la dejo en el post de la Guía Koninklijke Stadsschouwburg.

Koninklijke Stadsschouwburg en el post de los 50 lugares qué ver en Brujas
Koninklijke Stadsschouwburg

28. Poortersloge

Proseguimos este artículo de los 50 lugares qué ver en Brujas con otra de las construcciones más bonitas, el Poortersloge.

Este espectacular edificio que está situado en la Jan van Eyckplein y que también es conocido como Lonja de los Burgueses, fue construido entre los años 1395 y 1417 y en sus inicios estaba destinado a ser el lugar de reunión de la élite comercial de Brujas. La ubicación era idónea, puesto que en este enclave era dónde se centraba todo el comercio portuario de la ciudad durante la Edad Media. Más tarde, entre los años 1720 y 1890, estuvo ubicada allí la Academia de Bellas Artes de la Ciudad de Brujas, creada en 1717.

El edificio sufrió un grave incendio en 1755 y, aunque se reconstruyó rápidamente, entre los años 1805 y 1825 se construyó un nuevo edificio, pero con el mismo estilo que el anterior. No obstante, el famoso arquitecto de la ciudad Louis Delacenserie hizo demoler gran parte del edificio en 1897 y lo reconstruyó todo en un diseño gótico tardío. Aprovechando el abandono de la Academia Municipal de Arte, que mientras tanto había cambiado de nombre, los Archivos del Estado se trasladaron a Poortersloge en 1912. Los archivos estuvieron allí hasta 2012 y en la actualidad se utiliza como espacio para exposiciones temporales.

Poortersloge en el post de los 50 lugares qué ver en Brujas
Poortersloge

29. Sint – Walburgakerk

Otra de las iglesias más recomendables de visitar en Brujas es Sint – Walburgakerk.

Esta iglesia que se encuentra muy cerca del centro fue realizada entre los años 1619 y 1641 por los jesuitas. Es sin lugar a dudas el mejor ejemplo de la arquitectura barroca en Brujas y lo que más destaca del exterior es fachada de piedra, inspirada en la Iglesia del Gesù de Roma.

En el interior encontraréis diversas pinturas de interés en el ámbito local: “14 pinturas sobre los Quince misterios del rosario del círculo de Jan Anton Garemyn (1750), la Glorificación del Santísimo Sacramento de Jan Anton Garemyn (década de 1740), la Coronación de Nuestra Señora de Erasmo Quellinus II (siglo XVII), la Lamentación de Cristo de Joseph Denis Odevaere (1812), la Resurrección de Joseph-Benoît Suvée (siglo XVIII), la Visión de San Ignacio de P. Cassiers, un tríptico de Nuestra Señora del Árbol Seco de Pieter Claeissens el Joven (1620) y un lienzo anónimo de San Domenico curando a un niño“. Por último hay que destacar que la iglesia sufrió daños notables por la explosión de una bomba en 1918.


Horarios
  • Todos los días: De 13:00h a 17:00h

Si queréis saber el precio o cualquier otra información práctica os la dejo en el artículo de la Guía Sint – Walburgakerk.

Sint - Walburgakerk en el post de los 50 lugares qué ver en Brujas
Sint – Walburgakerk

30. Concertgebouw Brugge

El Concertgebouw Brugge es un edificio que no sigue la idiosincrasia de la ciudad, pero que sorprende y que considero que debe estar en este listado de los 50 lugares qué ver en Brujas.

Este complejo cultural que se encuentra en la plaza ‘t Zand fue construido para el galardonado “Brujas 2002, Capital Europea de la Cultura“. El edificio fue diseñado por el dúo de arquitectos Paul Robbrecht e Hilde Daem y el exterior está realizado con 68.000 baldosas de terracota roja, horneadas en Saint – Omer, en el norte de Francia. No tuve la oportunidad de entrar, pero por lo que he leído el interior es bastante sobrio y, además de la Sala de Conciertos, que cuenta con 1289 asientos en tres niveles, hay una Sala de Música de Cámara, que tiene una capacidad de 322 espectadores.

En el séptimo piso suelen haber exposiciones de arte contemporáneo y se obtienen unas interesantes vistas de la ciudad. Asimismo hay que destacar que es un edificio muy elogiado por su buena acústica. Por último deciros como anécdota que aparece en el popular libro de los “1001 edificios que debes ver antes de morir“.

Si queréis saber la ubicación exacta o cualquier otra información práctica os la dejo en el post de la Guía Concertgebouw Brugge.

Concertgebouw Brugge en el post de los 50 lugares qué ver en Brujas
Concertgebouw Brugge

31. Kruispoort

Continuamos este post de los 50 lugares qué ver en Brujas con una de las puertas más importantes de la ciudad, Kruispoort.

Kruispoort es uno de los mejores ejemplos de la arquitectura militar medieval y una de las pocas puertas que quedan en pie en Brujas. En el enclave han habido diversas puertas que se han construido y posteriormente se han destruido; La primera puerta estuvo en pie entre los años 1297 y 1304 y formó e parte de la segunda muralla de la ciudad de Brujas. Más tarde, se erigió una nueva puerta en 1366, que fue demolida en 1382.

La construcción de la puerta actual se realizó entre el 1400 y el 1406 y esta puerta fue por dónde entraron a la ciudad Carlos V, Napoleón y el ejército alemán. Además hay que decir que complejo original constaba de un edificio principal (dos torres redondas pesadas con muros de contención, una antecámara y una superestructura alta), con una puerta de entrada, ocho torres y dos puentes, pero hoy en día solo se conservan las dos torres pesadas con su paso estrecho y dos torreones octogonales. Por último comentaros que tras la Segunda Guerra Mundial y hasta 1988, el Kruispoort albergó un pequeño Museo de la Guerra.

Si queréis saber el lugar exacto en el que se encuentra la puerta y cualquier otra información práctica, os la dejo en el post de la Guía Kruispoort.

Kruispoort
Kruispoort

32. Brugse Vrije

Uno de los edificios que más llamaron mi atención durante mi estancia en Brujas fue el Brugse Vrije.

Esta construcción se encuentra en la popular y bonita plaza Burg Square y, a pesar de que hay diversos edificios de suma importancia, este es uno de los que más llama la atención, por la cantidad de detalles dorados que contiene la preciosa fachada barroca.

A pesar de que el edificio se utilizó para controlar el Franconato de Brujas (el campo alrededor de Brujas) desde el año 1000, lo cierto es que se reconstruyó tal y como lo podemos observar hoy día entre los años 1722 y 1727 en estilo neoclásico. Más tarde, entre los años 1795 y 1984, pasó a ser sede de los Tribunales de Justicia y en la actualidad alberga, entre otros, los Archivos de la Ciudad de Brujas. Además forma parte del Musea Brugge y en el interior del edificio se puede ver la antigua sala del tribunal y otra renacentista donde puede admirar una monumental chimenea construida con en madera, mármol y alabastro del año 1528.

Horarios
  • Los fines de semana: De 09:30h a 17:00h
Precios
  • Entrada General: 8€
  • Jóvenes de 18 a 25 años: 7€
  • Jóvenes de 13 a 17 años: 4€
  • Menores de 13 años: Gratis
  • Museumpassmusées (Abono anual para casi 230 atracciones de Bélgica): Gratis
  • Musea Brugge Card: Gratis

* Es una entrada conjunta con el Ayuntamiento de Brujas.

Además debo deciros que la entrada al Brugse Vrije, que acompaña a la compra de un billete para el Ayuntamiento, es válido durante siete días. Por lo que aquellos que visiten el Ayuntamiento en un día laborable pueden volver el fin de semana para visitar también el Brugse Vrije de forma gratuita.

Brugse Vrije
Brugse Vrije

33. Provincial Court

Proseguimos este listado de los 50 lugares qué ver en Brujas con la Provincial Court.

Este edificio neogótico, que se encuentra en la plaza más bonita de la ciudad, Grote Markt, funcionó en su momento como lugar de reunión del Gobierno Provincial de Flandes Occidental. En enclave en el que se encuentra, en el año 1294, se construyó el Waterhalle, un edificio de 95 metros de largo y unos 30 metros de alto, que funcionaba como punto central del puerto de Brujas. Posteriormente, cuando los barcos ya no pudieron llegar, fue demolido en 1787 y reemplazado por un edificio neoclásico.

Este edificio se utilizó desde 1850 para albergar las reuniones del gobierno provincial, hasta que se incendió en 1878. Por lo que entre 1887 y 1920 se restauró el edificio en estilo neogótico (tal y como se puede observar hoy en día) y siguió utilizándose como sala de reuniones del gobierno provincial y como oficina de correos. El edificio se utilizó como sala de reuniones del gobierno hasta 1999 y ahora es principalmente un edificio que se utiliza para exposiciones.

Provincial Court
Provincial Court

34. Jeruzalem Kerk

Sin lugar a dudas la iglesia más diferente de Brujas es la Jeruzalem Kerk.

Esta particular iglesia fue construida en el año 1429 y está inspirada en la Iglesia del Santo Sepulcro de Jerusalén. Hoy en día es una de las pocas iglesias privadas de Brujas, ya que en su momento fue construida por los descendientes de Opicius Adornes, que vino desde Génova. Asimismo, tal y como he leído en la web oficial de la ciudad de Brujas, la arquitectura, el mobiliario y las reliquias especiales son una escenificación perfecta de la gran veneración de la familia Adornes por Jerusalén.

Personalmente, aunque no tengáis intención de entrar, os animo a acercaros, ya que no es una arquitectura que se suela ver por el contiene europeo.

Horarios
  • De lunes a sábado: De 10:00h a 17:00h
  • Domingo: Cerrado
Precios
  • Adultos: 10€
  • Mayores de 65 años: 8€
  • Jóvenes hasta 25 años: 6€
  • Menores de 6 años: Gratis

Si queréis saber la ubicación exacta o cualquier otra información práctica, seguro que la encontraréis en la Guía Jeruzalem Kerk.

Jeruzalem Kerk  en el post de los 50 lugares qué ver en Brujas
Jeruzalem Kerk

35. Groenerei

Uno de los puntos más fotogénicos y uno de los mejores enclaves para ver el atardecer en Brujas es Groenerei.

A pesar de que Groenerei es uno de mis canales favoritos de Brujas, hasta hace poco se suponía que no era un curso de agua natural, sino que era un canal excavado por el hombre antes del siglo XI para suministrar agua a un molino de agua ubicado más lejos. No obstante, en la actualidad ya se sabe que el Groenerei es un segmento del curso natural del Río Reie. Además hay que destacar que desde 1127, el Groenerei formó parte de las primeras murallas de la ciudad de Brujas.

Por último comentaros que no solo el canal en sí se llama así, sino que la calle que se encuentra al lado también se llama Groenerei y es muy recomendable recorrerla desde el Predikherenbrug en dirección hacia el Meebrug, ya que podréis obtener fantásticas fotografías con el Campanario de Brujas al fondo.

Groenerei  en el post de los 50 lugares qué ver en Brujas
Groenerei

Si necesitáis cualquier otra información acerca de Brujas, seguro que la encontraréis en esta Guía de Brujas

36. Ayuntamiento de Brujas

Uno de los edificios más importantes y que no puede faltar en este artículo de los 50 lugares qué ver en Brujas es el Ayuntamiento de Brujas.

Este espectacular edificio construido entre los años 1376 y 1421 en estilo gótico – florido es uno de los ayuntamientos más antiguos de Bélgica. Por lo que se puede decir que este lleva siendo el centro de poder de Brujas desde hace 600 años. Para la realización del edificio se inspiraron en otros ayuntamientos de ciudades belgas (BruselasGante, Lovaina y Oudenaarde) y la monumentalidad del mismo es escenifica a la perfección la expansión económica de Brujas durante el siglo XIV.

Hoy en día el interior del ayuntamiento se divide principalmente en la sala gótica y la sala histórica. La más fascinante es la sala gótica, ya que en la misma podréis observar impresionantes murales de principios del siglo XX, que representan la historia de Brujas. No obstante, la sala histórica también merece la pena, ya que están expuestos documentos y pinturas relacionadas con la historia de Brujas. Asimismo, hay que destacar que una vez al mes los dirigentes de Brujas se reúnen en la sala gótica y que las estatuas de la fachada exterior se construyeron en 1989, puesto que las originales fueron destruidas en 1792 durante las revoluciones bruguenses.

Horarios
  • Todos los días: De 09:30h a 17:00h
Precios
  • Entrada General: 8€
  • Jóvenes de 18 a 25 años: 7€
  • Jóvenes de 13 a 17 años: 4€
  • Menores de 13 años: Gratis
  • Museumpassmusées (Abono anual para casi 230 atracciones de Bélgica): Gratis
  • Musea Brugge Card: Gratis

* El fin de semana, la entrada para el Ayuntamiento también da acceso al Brugse Vrije.

Además debo deciros que el billete Brugse Vrije, que acompaña a la compra de un billete para el Ayuntamiento, es válido durante siete días. Aquellos que visiten el Ayuntamiento en un día laborable pueden volver el fin de semana para visitar también el Brugse Vrije de forma gratuita.

Ayuntamiento de Brujas  en el post de los 50 lugares qué ver en Brujas
Ayuntamiento de Brujas

37. Spiegelrei

Otro de los lugares más fascinantes y fotogénicos de Brujas es el Spiegelrei.

Spiegelrei es desde mi punto de vista, el canal más bonito de Brujas. Este enclave que es parte del curso del Río Reie era un importante distrito comercial medieval con instalaciones portuarias, que tuvo una popularidad muy notoria en el siglo XII. Sin embargo, a partir de los siglos XVI y XVII, disminuyeron las actividades alrededor de Spiegelrei, en gran medida por la reubicación del comercio en Amberes.

Hoy en día la mejor perspectiva del canal se obtiene o desde el Koningsbrug o desde el Spinolarei Brügge con la Jan van Eyckplein y el Poortersloge al fondo.

Si necesitáis la ubicación exacta o cualquier otra información práctica seguro que la encontraréis en la Guía Spiegelrei.

Spiegelrei  en el post de los 50 lugares qué ver en Brujas
Spiegelrei

38. Katelijnestraat

Katelijnestraat es una de las calles peatonales que no os podéis perder en Brujas.

Esta calle compuesta por numerosas tiendas de chocolates y de souvenirs formaba parte de la segunda muralla de la ciudad, la cual fue construida en 1297 y reconstruida entre los años 1401 y 1402. Más tarde, la parte exterior de las murallas de la ciudad fue demolida en 1762, aunque los restos de la antigua puerta permanecieron visibles hasta 1862. Además de las casas que conforman la calle, también yace el Diamantmuseum Brugge y sobre todo otro de los motivos por los que recorrer la vía peatonal es por la perspectiva que se obtiene de la Church of Our Lady Bruges.

Si queréis saber dónde se encuentra exactamente la calle, os dejo toda la información en el post de la Guía Katelijnestraat.

Katelijnestraat  en el post de los 50 lugares qué ver en Brujas
Katelijnestraat

39. Passage Bourgondisch Cruyce

Si os apasiona la fotografía, otro de los enclaves que no os podéis perder es el Passage Bourgondisch Cruyce.

Este desconocido lugar que se encuentra en pleno centro de la localidad permite divisar el lugar más bonito de Brujas (Rosary Quay) desde el extremo contrario. Asimismo, es uno de los mejores puntos para ver el Blinde – Ezelbrug y en general el canal Dijver. Es un lugar que no suele aparecer en las guías turísticas y para acceder al mismo hay que pasar un pequeño pasaje, por lo que merece aun más la pena.

Toda la información os la dejo en el post de la Guía Passage Bourgondisch Cruyce.

Passage Bourgondisch Cruyce  en el post de los 50 lugares qué ver en Brujas
Passage Bourgondisch Cruyce

40. Molenbrug

Molenbrug es uno de los puentes que más me fascinaron de Brujas y de ahí que no pueda faltar en este listado de los 50 lugares qué ver en Brujas.

Este tranquilo y poco visitado enclave fue uno de los que más me cautivaron no por la estructura en sí, sino por el entorno (algo que suele ocurrir con la mayoría de puentes en Brujas, que no son muy majestuosos, ni destacan arquitectónicamente). Desde el mismo se obtienen unas interesantes vistas de Sint – Annakerk y de las casitas que dan a los canales. De la misma manera conviene destacar que la mejor perspectiva del puente en sí y en general del entorno se obtiene desde Groenerei.

Molenbrug en el post de los 50 lugares qué ver en Brujas
Molenbrug

41. Rosary Quay

Continuamos este post de los 50 lugares qué ver en Brujas con el que es, desde mi punto de vista, el lugar más bonito de la ciudad y uno de los más fotogénicos de Bélgica, el Rosary Quay.

Este enclave conocido en español como “Muelle del Rosario” es sin lugar a dudas uno de los puntos más icónicos y fotografiados de Brujas. De hecho, lo más seguro es que si buscáis fotos de Brujas esta sea la primera que os salga. Personalmente me parece un lugar absolutamente impresionante, que te hace quedarte ensimismado y te impide irte a otros lugares. Desde mi punto de vista, esta perspectiva con el Campanario de Brujas al fondo, me atrevería a decir que es de los lugares más bonitos del continente europeo.

Si queréis saber la ubicación exacta o cualquier otra información práctica, seguro que la encontraréis en la Guía Rosary Quay.

Rosary Quay
Rosary Quay

42. Grote Markt

A pesar de que Brujas está conformada por plazas preciosas, lo cierto es que ninguna se acerca a la Grote Markt.

Grote Markt es el epicentro del centro histórico de Brujas, el cual fue declarado Patrimonio de la Humanidad por la Unesco en el año 2000. Es una plaza extremadamente fotogénica, que se puede dividir en distintas partes; Por un lado hay que destacar que en la misma yace el imponente Campanario de Brujas y otros edificios de interés como el monumento de la parte central, las estatuas de Pieter de Coninck y Jan Breydel (héroes locales participantes de la famosa Batalla de las espuelas de oro de 1302), la Provincial Court, el Bruges Beer Experience o el Historium Bruges. No obstante, la parte más fotografiada del enclave son las antiguas casas gremiales medievales, con sus fachadas de colores y en cuyas partes inferiores yacen restaurantes y cafeterías no muy recomendables.

Además debo comentaros que en el año 1995 la plaza fue peatonalizada y se eliminaron los aparcamientos que conformaban la misma. Por último deciros que en la edad media en esta plaza ya era el epicentro de Brujas y que se ponía un mercado de la lana (en la actualidad los miércoles por las mañanas hay un mercado de artesanías).

Grote Markt
Grote Markt

43. Campanario de Brujas

En los dos lugares anteriores había sido mencionado y el siguiente lugar que debe aparecer en este listado de los 50 lugares qué ver en Brujas debe ser el Campanario de Brujas.

Como os decía, este campanario está situado en la Grote Markt y es un lugar Patrimonio de la Humanidad de la Unesco desde 1999, ya que se encuentra dentro del grupo de 56 torres y campanarios de Bélgica y Francia que cuentan con esta consideración.

Historia

En el enclave en el que en la actualidad se encuentra el Campanario de Brujas, también conocido como Belfort, yacía una torre de madera levantada en 1240, que albergaba parte del mercado de la lana y los almacenes correspondientes. Asimismo, la torre también tenía una función administrativa y era utilizada por los magistrados de la ciudad, puesto que en ella se encontraban los archivos de la ciudad. Esta torre no duró mucho, ya que el fuego destruyó la torre en 1280, lo que provocó la destrucción de los archivos anteriores a 1280 y que se construyera el Ayuntamiento de Brujas en la Burg Square. Más tarde, la torre fue reconstruida en 1296 con dos basamentos cuadrados y la aguja de la torre de madera.

Posteriormente el lugar funcionaba como mercado de la ciudad y se construyó una parte superior octogonal de piedra blanca. Sin embargo, un incendio provocado por un rayo destruyó la parte superior y las campanas en 1493. Se reparó y se construyó otra vez una torre de madera, además durante el siglo XVI el patio interior también fue remodelado. En 1741, de nuevo, un incendio acabó con la flecha del campanario y fue reparada en 1753. De la misma manera, la torre fue reconstruida en su forma actual con la corona de neogótica (en vez de la flecha de madera), llegando a los 83 metros de altura.

Subiendo los 366 escalones se puede acceder a lo alto de la torre y a continuación os muestro toda la información práctica:

Horarios
  • Del 3 de noviembre al 31 de marzo:
    • De domingo a viernes: De 10:00h a 18:00h
    • Sábado: De 09:00h a 20:00 h
  • Del 1 de abril al 2 de noviembre:
    • Todos los días: De 09:00h a 20:00h

* 24 y 31 de diciembre: Abierto de 09:00h a 16:00h

Precios
  • Entrada General: 15€
  • Jóvenes de 7 a 17 años: 13€
  • Menores de 7 años: Gratis
  • Museumpassmusées (Abono anual para casi 230 museos de Bélgica): Gratis
  • Musea Brugge Card: Gratis
Campanario de Brujas
Campanario de Brujas

44. Church of Our Lady Bruges

Otro de los grandes lugares que no puede no estar en este artículo de los 50 lugares qué ver en Brujas es la Church of Our Lady Bruges.

Esta iglesia que cuenta una torre de 122.5 metros de altura, lo que hace que sea la estructura más alta de la ciudad y la tercera torre de ladrillo más alta del mundo (después de la Iglesia de Santa María en Lübeck y la Iglesia de San Martín en Landshut, ambas en Alemania).

La Iglesia de Nuestra Señora de Brujas se construyó entre los siglos XIII y XV en el enclave dónde anteriormente yacía una iglesia románica anterior. Concretamente se inicio alrededor del año 1225 y su arquitectura está inspirada en la no lejana Catedral de Nuestra Señora de Tournai. La parte alta de la torre se construyó entre 1270 y 1340. No obstante, la punta se añadió mucho más tarde en el siglo XV y se reconstruyó de nuevo en el siglo XIX. El interior es bastante austero, pero el techo de ladrillos fue de mi agrado.

Por último deciros, que como gran fan de este tipo de listados, se encuentra entre las 25 estructuras más altas del mundo construidas antes del siglo XX.

Horarios
  • De lunes a sábado: De 09:30h a 17:00h
  • Domingos: De 13:30h a 17:00h

La entrada a la iglesia en sí es gratuita. No obstante, la parte museística en la que se encuentran los tesoros artísticos, con la famosa ‘Madonna de Brujas’ de Miguel Ángel (originalmente la escultura estaba diseñada para el Altar Piccolomini en la Catedral de Siena, pero la escultura fue comprada por la familia de comerciantes de Brujas Moucron) y las tumbas de Carlos el Temerario y María de Borgoña es de pago.

Precios
  • Entrada General: 8€
  • Jóvenes de 18 a 25 años: 7€
  • Jóvenes de 13 a 17 años: 4€
  • Menores de 13 años: Gratis
  • Museumpassmusées (Abono anual para casi 230 museos de Bélgica): Gratis
  • Musea Brugge Card: Gratis
Church of Our Lady Bruges en el post de los 50 lugares qué ver en Brujas
Church of Our Lady Bruges

45. Steenstraat

La calle más bonita de la ciudad no puede faltar en este listado de los 50 lugares qué ver en Brujas.

Steenstraat es una de las calles comerciales más importantes de esta ciudad Patrimonio de la Humanidad, pero también una de las más antiguas. Esta vía que conecta  ‘t Zand con la Grote Markt y atraviesa dientitos puntos de interés como la Catedral de Brujas, está compuesta por fachadas muy fotogénicas y numerosas tiendas locales camufladas entre establecimientos de marcas internacionalmente conocidas. Los historiadores consideran que esta parte del trazado forma parte de la Zandstraat, un camino entre entre Oudenburg, Brujas y Aardenburg, que existía desde antes de la época romana.

Si queréis saber el punto exacto en el que se encuentra o cualquier otra información práctica, seguro que la encontraréis en la Guía Steenstraat.

Steenstraat en el post de los 50 lugares qué ver en Brujas
Steenstraat

Si necesitáis cualquier otra información acerca de Brujas, seguro que la encontraréis en esta Guía de Brujas

46. Burg Square

Proseguimos con otra de las plazas más impresionantes de Brujas, la Burg Square.

A pesar de que la Grote Markt es el centro neurálgico de la ciudad, Burg Square se podría decir que desde hace siglos es el epicentro del poder. Esta plaza que en sus inicios era una antigua fortaleza, ya que estaba rodeadas de murallas y tenía puertas de entrada. De hecho, es uno puntos más antiguos del centro de la ciudad.

La fortaleza de la Edad Media, tras ser ampliada en su época de máximo esplendor por Conde Arnulfo I de Flandes, fue un potente centro administrativo. Con el paso de los años la fortaleza desapareció y hoy en día es uno de los enclaves con más puntos de interés: el Ayuntamiento de Brujas, la Brugse Vrije, la Basílica de la Santa Sangre de Brujas y algunos de los cimientos de la Catedral de San Donaciano, la cual fue demolida en 1799 (se pueden ver en los sótanos del Hotel Crowne Plaza).

Personalmente me quedo antes con la Grote Markt, pero es otra de las plazas imprescindibles que visitar en Brujas.

Burg Square en el post de los 50 lugares qué ver en Brujas
Burg Square

47. Catedral de Brujas

Como no puede ser de otra manera, la Catedral de Brujas es otro de los templos religiosos más espectaculares de Brujas.

Esta iglesia, que es las tercera construcción más alta de la ciudad, es la iglesia más antigua de Brujas y en sus inicios no se construyó para ser catedral, sino que se le concedió este rango en el 1834, años después de que se demoliera la Catedral de San Donaciano.

Historia

Anteriormente yacía en el enclave de la construcción actual una iglesia románica. No obstante, tras un incendio quedó completamente destruida y en el año 1250 se comenzó la construcción de la iglesia actual, que duró alrededor de un siglo. Fue construida a partir del coro en un temprano estilo gótico, influida fuertemente por la Catedral de Tournai y luego por el gótico francés. Fue la primera iglesia gótica de ladrillo construida en Bélgica. Un nuevo incendio, que sucedió en 1358, hizo que se llevaran a cabo trabajos de restauración y más tarde, entre 1480 y 1550, se realizó un nuevo coro en gótico brabantino.

Como la iglesia había logrado el rango de catedral en el siglo XIX, en el año 1837 se terminó de construir una torre de 80 metros de altura de estilo románico – gótico, que estaba basada en la iglesia románica anterior. Sin embargo, en el año 1939 el techo de la catedral se vino abajo a causa de un nuevo incendio. Eso provocó que se construyera entre 1843 y 1846 una torre más alta en un diseño neorrománico muy personal de Robert Chantrell (el arquitecto). Recibió bastante críticas y se le acabó añadiendo una aguja para que llegara a los 99 metros de altura con los que cuenta hoy en día.

Si queréis saber el precio o cualquier otra información práctica, seguro que lo encontraréis en la Guía Catedral de Brujas.

Catedral de Brujas en el post de los 50 lugares qué ver en Brujas
Catedral de Brujas

48. Puente Bonifacio

Seguimos con el puente más bonito y fotogénico de Brujas, el Puente Bonifacio.

Pese a lo que se puede prever por el entorno y el puente en sí, lo cierto es que es una construcción relativamente reciente, ya que se realizó a principios del siglo XX. No obstante, la espectacularidad de uno de los puentes más nuevos de Brujas no es por la estructura del mismo en sí, sino por lo que le rodea; Por un lado tenemos una impresionante perspectiva de la parte trasera de la Church of Our Lady Bruges y el edificio del Gruuthusemuseum. Y por el otro, las vistas del río con las pintorescas y fotogénicas casitas, que generan un entorno precioso.

Por último advertiros de que es un lugar extremadamente turístico y que suele estar muy concurrido por los Tours de 1 día, así que si a eso le sumamos que es un enclave bastante pequeño, os recomendaría encarecidamente que acudierais bastante temprano o cuando la mayoría de tours se hayan marchado (por lo que he leído, la iluminación nocturna merece bastante la pena).

Si queréis saber la ubicación exacta o cualquier otra información práctica, seguro que lo encontraréis en la Guía Puente Bonifacio.

Puente Bonifacio en el post de los 50 lugares qué ver en Brujas
Puente Bonifacio

49. Basílica de la Santa Sangre de Brujas

La Basílica de la Santa Sangre de Brujas es otro de los lugares que tenía que estar en este post de los 50 lugares qué ver en Brujas.

Esta basílica menor consagrada en 1923 fue construida entre los años 1134 y 1157 como capilla de la residencia del Conde de Flandes. El edificio cuenta con dos capillas sumamente diferentes:

  • Capilla de San Basilio: Es una de las iglesias de estilo románico mejor preservadas de la provincia de Flandes Occidental. Es la capilla que se encuentra en la parte inferior.
  • Capilla de la Santa Sangre: Construida originalmente en estilo románico como la Capilla de San Basilio, la iglesia superior fue transformada entre 1529 y 1533 en estilo gótico tardío y renacentista. Más tarde fue de nuevo renovada durante los siglos XIX y XX en estilo neogótico y de esa época son también los característicos murales. En la actualidad, de la construcción románica original solo quedan los arcos de medio punto que dan acceso a la capilla lateral de la Santa Cruz, el resto es de la renovación de los siglos XIX y XX.

A pesar de que es un templo sumamente bonito tanto en el interior, como en el exterior, lo cierto es que es famoso por otro aspecto. Esta iglesia alberga una venerada reliquia de la sangre de Cristo, supuestamente recogida por José de Arimatea y traída de Tierra Santa por Teodorico de Alsacia, Conde de Flandes, en el siglo XII. La reliquia en cuestión es una ampolla, que supuestamente contiene un trozo de tela con sangre de Jesucristo.

Para visitar esta reliquia hay que acceder a unas horas en concreto que es cuando lo exponen:

  • Todas las tardes: De 14:00h a 16:00h
  • Todos los viernes por la mañana: De 10:15h a 11:00h
Horarios
  • Todos los días: De 10:00h a 17:15h
Precio
  • Entrada a la Basílica de la Santa Sangre de Brujas:
    • Gratis
  • Entrada al Museo de la Santa Sangre:
    • Entrada General: 5€
    • Menores de 12 años: Gratis
Basílica de la Santa Sangre de Brujas  en el post de los 50 lugares qué ver en Brujas
Basílica de la Santa Sangre de Brujas

50. Minnewaterpark

Finalizamos este artículo de los 50 lugares qué ver en Brujas con el parque más impresionante y bonito de la ciudad, el Minnewaterpark.

Desde este parque, que contiene un pequeño lago llamado Minnewater (lago del amor), se obtienen unas interesantes vistas de la Church of Our Lady Bruges. De por sí Brujas no es una ciudad muy ajetreada (menos cuando llegan los Tours), pero si buscáis una zona en la que reine la calma, sin lugar a dudas esta es la mejor opción. Además es un parque con diversos atractivos como el Bargebrug, la Poertoren, muy cerca se encuentra el Begijnhof… por lo que es recomendable dedicarle unos minutos. Por último deciros que es un lugar al que acuden turistas, pero también muchos locales.

Minnewaterpark en el post de los 50 lugares qué ver en Brujas
Minnewaterpark

50 lugares qué ver en Brujas

Además de estos lugares, en Brujas hay museos de mucho interés que no tuve el tiempo de visitar. Espero volver pronto para hacerlo, pero mientras tanto os dejo un pequeño listado:

  • Groeningemuseum
  • Gruuthusemuseum
  • Museo de las Patatas Fritas
  • Historium Bruges
  • Torture Museum Oude Steen Brugge
  • Volkskundemuseum
  • Museo – Galería XPO Salvador Dalí
  • Diamantmuseum Brugge
  • Choco – Story
  • Museo de la Cerveza de Brujas
  • Site Oud Sint -Jan

Enlaces de interés

5% de descuento en tu seguro de viaje

Llévate hasta 600€ por retraso o cancelación de vuelo

Excursión a Brujas

Free Tour por Gante

Excursión a Gante

Free Tour por Bruselas

Traslado Aeropuerto Bruselas a Bruselas

Free Tour por Brujas

Paseo en barco por Gante

Comentad que os parece este artículo de los 50 lugares qué ver en Brujas. Si tenéis alguna duda acerca de él y cuál es la parte que más os ha gustado.

Compartan con aquellas personas que vayan a viajar a Bélgica próximamente o que estén enamorados de este precioso país.

Instagram: https://www.instagram.com/planaje.jmm/

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Booking.com
Booking.com
También te puede interesar.